+1 809 566 0948 info@centrovidayfamilia.com

Ingredientes mortales

  • Posted on:  Jueves, 03 Agosto 2017 13:31
  • Escrito por  Dra. Carmennela Mato

Debemos crear una costumbre de leer etiquetas siempre, es importante que sepamos qué es lo que vamos a consumir, que nos hace daño y que debemos evitar. No solo debemos enfocarnos en la parte de las calorías o los macros, que son muy importantes, pero los ingredientes también son igual de importantes, ya que de nada sirve tener un alimento bajo en calorías o azucares si esta hecho a base de ingredientes que son nocivos para nuestra salud.

Hoy en día la industria alimentaria ha creado algunas estrategias no saludables para mantenernos amarrados a sus productos ya sea agregándole mejor color, aspecto o sabor a los alimentos, conservarlos por más tiempo, lo que sea que haya que agregarle con el fin de mantenernos atados a ellos. Estos alimentos los estamos consumiendo en nuestro diario vivir sin darnos cuenta que algunos de los ingredientes que mencionare tienen un consumo mínimo permitido al día, pero si lo adquirimos de todos los alimentos procesados que consumimos a diario estaríamos sobrepasando las dosis recomendadas volviéndolas toxicas para nuestro organismo.

A continuación les presento una lista con 13 ingredientes que debemos evitar, cuando vayan de compras la próxima vez búsquenlos en la parte de atrás de los productos. La lista es larga, pero si lográramos disminuir el número de toxinas que consumimos cotidianamente nuestra vida mejoraría inmediatamente y a largo plazo.

  1. Sabores Artificiales: estos están hechos de químicos formulados en un laboratorio y no ofrecen ningún contenido nutricional. Los podrán encontrar en casi todo, desde dulces, cereales, yogurt y sopas. Los efectos que pueden causar son: neurotoxicidad, toxicidad de órganos y cáncer.
  1.  Aceites hidrogenados o fraccionados: son las mismas grasas “trans”, el proceso de fraccionamiento toma aceites de palma o mazorca de palma y los calientan para luego enfriarlos tan rápido que los fracciona. Al ser fraccionados se separan las partes líquidas de las sólidas, dejando solamente la parte con más grasas nocivas concentradas para el consumo humano. De manera similar, los aceites hidrogenados son el resultado de calentar aceites sanos  hasta mil grados centígrados para convertirlos en preservativos. Consumirlos es comparable a consumir un plástico líquido.
  1. Glutamato Monosódico: también conocido como MSG, saborizante natural, extracto de levadura, guanilato de disodio, proteína texturizada y muchos más, no es un nutriente, ni vitamina ni mineral  su valor nutricional es nulo. La parte nociva es el Glutamato, un derivado de maíz, melaza o trigo que es desglosado hasta convertirlo en un cristal. Muchos científicos y médicos piensan que podría causar desórdenes neurológicos como migrañas, ataques, infecciones, ciertos tipos de obesidad, Enfermedad de Parkinson, enfermedad de Alzheimer y la enfermedad de Huntington (entre muchos más).
  1. Azúcar: La principal fuente de calorías en muchos países, la puedes encontrar en refrescos, jugos de fruta, bebidas deportivas y en casi todos los alimentos procesados desde papas hasta quesos. Lo que es más alarmante es que la fórmula para bebés contiene el equivalente de azúcar de una lata de refresco.
  1. Jarabe de maíz alto en fructuosa: Causa resistencia a insulina, diabetes, hipertensión y aumento de peso, adicionalmente está hecho de maíz genéticamente modificado.
  1. Benzoato de sodio y potasio: El benzoato de sodio se convierte en un veneno cancerígeno cuando se combina con ácido ascórbico ya que causa un daño alarmante al ADN de células. De manera similar el benzoato de potasio aparece en alimentos “light” o de dieta y es igual de letal.
  1. Colorantes artificiales: Algunos colorantes letales aún se incluyen en muchos productos el Azul 1 y 2 por ejemplo causan cáncer, el Rojo 3 causa problemas de tiroides, el Verde 3 causa cáncer de vejiga, y el Amarillo 6 causa tumores en el riñón y glándulas adrenales.
  1. Soya: Aunque se promueve como una proteína barata y sana, si es parte de algún alimento no lo será. Está comprobado que afecta los niveles de estrógeno en las mujeres, disminuye el deseo sexual y desencadena una pubertad temprana. La única soya que debemos comer es fermentada y orgánica, pero este tipo no es el que se incluye en alimentos procesados.
  1. Lecitina de Soya: Uno de los ingredientes más usados en los alimentos procesados, y adicionalmente vendido como un suplemento alimenticio, está hecho de las sobras de proceso químico que separa la soya comestible de la lecitina. Contiene muchos pesticidas y solventes.
  1. Sorbato de Potasio: A pesar de que la industria alimenticia ha intentado defender este ingrediente, el hecho es que las pruebas han mostrado que es un cancerígeno y afecta los órganos reproductivos y no reproductivos.
  1. Aspartame: Este endulzante artificial se popularizó por su bajo contenido de calorías, sin embargo, se ha probado que causa cáncer.
  1. Polisorbato 80: Debilita el sistema inmunológico y causa choques anafilácticos, también se ha asociado con problemas de fertilidad y cambios en los órganos reproductivos femeninos.
  1. Hidroxianisol butilado y hidrozittoluene butilado: preservativos utilizados en muchos alimentos como cereales, goma de mascar, papas y aceites vegetales. Son oxidantes que forman compuestos cancerígenos en el cuerpo.

Dra. Carmennela Matos

Nutrióloga Clínica

Centro Vida y Familia Ana Simó

Imagen tomada de: diaadia.viapais.com.ar

Visto 1234 veces